Saltar al contenido
buscarparejaideal.com

Cómo convertirse en la compañía de honor perfecta para una boda involuntario

28 marzo, 2021

Las novias tienen mucho amor a sus vidas y se hace difícil elegir una dama de honor. Sólo por este motivo, no tenga miedo si pide que seas una compañera de honor para su boda.

Las bodas son una celebración del amor, por lo que la gente no se siente representada en este mensaje si la gente queda fuera y elige los favoritos.

Cada vez es más común no sólo las mujeres, sino también dos mujeres honorables para no tener que elegir entre personas que se sienten tan cercanas y quieren participar en el proceso de planificación.

Por muy importante que sea la elección de una sirena, los deberes de honor de los coprotagonistas van mucho más allá. Normalmente es la dama de honor que tiene más responsabilidades y ayuda a la novia el día de la boda y durante su compromiso.

Mi hermana se casará el próximo verano. Es una de mis dos hermanas y no quería decidir entre mí y nuestra otra hermana sobre el papel de la dama de honor. Por lo tanto, mi hermana y yo somos unos palets de honor.

Esta dinámica de mantener el equilibrio y la paz se ha demostrado trivial siempre que exista para nuestro cónyuge hermana.

Mi cohonor y yo hemos luchado toda la vida, pero somos muy cercanos y muy rápidos de la novia. El hecho de ser dos de nuestras mejores personas no quiere decir que nos amamos.

Pero este matrimonio no trata de ninguno de nosotros, sino de nuestra hermana, la novia, por lo que tuvimos que aprender a dejar de lado nuestras diferencias para su bien.

Deberes comunes de dama de honor

Para todas las pruebas en las mismas condiciones, a continuación le explicamos cómo implementar (y compartir) este importante papel.

Conoce sus puntos fuertes y débiles.

Mi cohonor y yo somos personas diferentes. Aunque este hecho puede haber contribuido a que nuestra relación no siempre sea tan fantástica, también es por eso que ambos la necesitamos.

Soy la hermana creativa y atrevida. La novia me dijo que sabe que mantendré las cosas divertidas y haré que la boda sea único y agradable.

Mi honor es la hermana responsable. Puede conseguir cosas y es práctica sobre lo que es realmente útil versus planes de fantasía poco realistas.

Se puede adivinar nuestro orden de nacimiento? Sí, ella es la más grande y yo la más joven. Aunque no sólo nuestra diferencia de edad explica nuestra personalidad, también proviene de nuestra estabilidad financiera.

Las personas que pagan sueldos diferentes tienen trabajos diferentes. Los matrimonios no pretenden hacer alguien culpable de hacer demasiado por lo que es capaz de dar. Si una dama de honor es más sostenible financieramente que la otra, está bien que dé más en esta área para que la otra podrá entregar de una manera diferente.

Por ejemplo, hago todas las manualidades de bricolaje para decoraciones y complementos de fiesta porque sé hacer las cosas que no puedo comprar.

Consulte la novia.

La novia es extremadamente importante en este caso. Los palos de honor están para ayudarla a realizar su visión. La novia es quien reúne los palos de honor por los motivos que ha decidido.

Si no está seguro de su papel cuando compartir, preguntar a la novia que quiere y que quiere la otra dama de honor. Esto ayudará a compartir las responsabilidades por igual. Quizás no es una distribución justa, pero es lo que necesitará la novia.

Mi hermana novia me dijo desde el principio que quería que organizara la fiesta de soltera. Ella sabe que me gustará y que a ella ya sus amigos les gustará. Pero quiere que la otra dama de honor se ocupe de los vendedores que la novia no quiere asumir por sí sola.

Nuestra hermana es autorizada y le gusta ser asertiva y no responder cuando sea necesario. Si hay sollozos, ella les puede tratar mientras vierto una copa de vino para la novia.

Tendencia a YourTango:

Consulte su compañero premiado.

Asegúrese de que usted y sus compañeros administradores de honor se encuentra en la misma página. Aunque ambos no tenga una relación muy fluida, debe aprender a trabajar juntos.

Quizás esta conversación trata sobre su relación o quizá es sólo un acuerdo para no hablar de su relación. Hay que tener claro que espere de cada uno de vosotros y que desea unos de otros.

Mantener esta conversación es bueno, incluso si no se siente incómodo en este momento, de modo que todo sea lo más agradable posible y no sea estresante para la novia.

Recuerde que este matrimonio no es sobre vosotros.

Las bodas involucran los novios. Claro, es una gran oportunidad para reunir familias y ver parientes que viven muy lejos, pero en definitiva se trata de los novios, de su unión y de lo que necesitan para su día.

Hay que dejar de lado cualquier juego entre usted y su pareja premiada, o quien sea la boda. Quizá no estará encantado de compartir el papel de la dama de honor, pero no es decisión vuestra hacerlo.

Centrarse en la novia y su juego no parece tan importante.

Sin embargo, cuando le toque planificar su boda, lo podrá conseguir. En la boda de otra persona, debe satisfacer sus necesidades y demandas.