Saltar al contenido
buscarparejaideal.com

10 signos que es un hombre muy bueno, no un tonto ‘+ json[0].title + ‘

10 julio, 2021

¿Qué es un buen chico? Un hombre amable con un corazón amable. Pretende tratar a los demás de la manera que quiere que se les trate. Su bondad proviene de él sólo intentando ser amable por su bien. Hace cosas agradables sólo por su propio beneficio o atención.

Pero lea cualquier consejo sobre citas y una cosa es segura: puede ser difícil diferenciar entre un hombre realmente simpático y alguien que pretende obtener lo que quiere de vosotros.

Lo más importante que dice que es un tonto es hacer ver que siempre es un buen chico. Los chicos que se llaman “chicos buenos” difícilmente se comportan así por las razones adecuadas. Se entiende que tiene la intención de cambiarlo para que pueda manipularlo fácilmente.

Quiere que creas su palabra, aunque sus acciones no lo compensen. Las “buenas chicas” falsas quieren deshacerse de tantas cosas como puedan, de manera que si acepta que hace algo que no debería hacer, utilizará este “buen chico” como pasaporte.

Cuando haga algo agradable, espera que el reconozcáis. Quizás intentará animaros a salir con él, sólo porque es un “buen chico”. Pero utiliza este título para conseguir lo que quiere.

Una buena persona, sin embargo, no debe ser amable: lo demuestra.

Sabe que sus acciones hablan más fuerte que las palabras. En lugar de decirlo, él te lo muestra, pero no por la necesidad de demostrarse. Es exactamente lo que es.

No está seguro de si el hombre que está viendo es un “buen chico” o un chico muy bueno? Aquí hay 10 signos que pueden ser el hombre que busca.

1. Tiene respeto.

Si es muy bonito, te agradecerá. Te respeta porque eres una persona, como él! Y te mereces que te traten así. La cortesía de un hombre amable habla mucho sobre la autenticidad de su aspecto.

2. Puede coger respuesta.

Los hombres bastante simpáticos no intentan manipularte para decir que sí. Si rechaza o rechace su oferta, respetarán su decisión. No le hará sentirse culpables por ser honesto y no le hará cambiar de opinión.

Un hombre simpático y simpático puede intentar que cambies de opinión y, si no lo haces, te puede insultar por el rechazo. Los hombres buenos de verdad se pueden negar sin hacer broma.

3. Es paciente.

Los chicos simpáticos son pacientes. Entiende que todo el mundo madura y progresa a ritmos diferentes como individuos y con relaciones. No se trata de obligar a hacer algo que no quiere hacer.

También él está más que contento de ir a su aire para que los hombres simpáticos y auténticos quieren que se sienta cómodos. Un chico agradable quiere saber que está preparado para el siguiente paso y que no está presionados.

4. No culpa a los demás de sus fracasos.

Al igual que los idiotas, los chicos simpáticos cometen errores. La diferencia entre un idiota que comete un error y un Nice Guy que comete un es que Nice Guys comete sus propios errores.

No intentan culpar a los demás. Se hace responsable de sus acciones!

5. Piensa antes de actuar.

Los chicos simpáticos realmente piensan en las cosas. Saben que las acciones más pequeñas pueden tener consecuencias muy graves, por lo que piensan que antes de actuar.

No quieren hacer daño a los demás debido a sus acciones, por lo que se toman el tiempo para pensar qué harán, todo para evitar disculparse después del hecho.

6. No espera cumplidos.

Los chicos simpáticos no entienden la necesidad de la validación. Es tan bueno como quiere ser, sin esperar a que se reconozca. No se siente con derecho a alabar sus buenas acciones.

Las recomendaciones serán muy apreciadas, pero no se recomienda que sean obligatorias. No se hablará de algo que ha hecho, pero obtendrá elogios.

7. Es amable con los demás y hace cosas para los desconocidos o para los desgraciados.

Es increíblemente fácil ser amable con la gente que conoces. Para ver realmente si alguien es una buena persona, hay que ver como trata a otras personas que no conocen.

Ay, camareros y otros miembros del personal serán apreciados por gente muy agradable. Los chicos simpáticos no se consideran demasiado buenos para ser agradables con nadie.

8. Es perdonador.

Su conciencia de su propia tendencia a cometer errores le facilita el perdón de los errores de los demás. La gente agradable sabe que los rencores no benefician a ellos ni a nadie, por lo que perdonan y siguen.

9. Acepte los otros por quienes son.

Una de las razones por las que un hombre amable puede ser amable con los demás es porque ha aceptado personas a las que no pertenece. No intenta cambiar de gente. Los ama y los respeta por lo que son.

10. Es fiable.

Los chicos simpáticos no te harán volar. Os dirá de antemano que no podrá hacer planes. Cuando lo hace, incluso se puede reprogramar. Sabe que es grosero para una persona esperar mucho tiempo y no mostrarlo.

Más para ti a YourTango: