Utiliza tu lenguaje corporal para ligar

¿Te planteas usualmente: “quiero ligar pero no sé cómo”? ¿Eres de los que se pone nervioso delante de una chica o sientes que no eres atractivo? Pues bien, en primer lugar debes conocer que a la mayoría de las chicas no les interesan mucho los hombres atractivos físicamente sino que prefieren a los hombres seductores y con personalidad. Por ello, si te has planteado: “quiero ligar”, debes cambiar de actitud. Todos los sentimientos que experimentas sobre ti mismo terminas proyectándolo a los otros a través de tu expresión corporal, mediante tus movimientos o las posturas que adoptas. En muchas ocasiones eres totalmente inconsciente de este proceso pero la mayoría de las mujeres son expertas en leer el lenguaje corporal; por ello, descubren que eres una persona que confía poco en sí misma. Entonces, si de veras te has propuesto: “quiero ligar”, deberás trabajar sobre tus gestos y posturas. Trucos para ligar sin palabras y para sentirte más atractivo

Regula los movimientos innecesarios. Normalmente cuando estamos nerviosos tendemos a tocarnos la corbata, arreglarnos el pelo, carraspeamos… Todas éstas son señales que le dicen a la otra persona que estamos nerviosos y que no nos sentimos a gusto a su lado. Por ello, el primer paso para transmitir confianza y seguridad es aprender a regular estos movimientos.

Acércate erguido y mantén una postura relajada. No es una buena carta de presentación acercarse a una mujer con los hombros caídos y la cabeza baja, esto les indicará falta de confianza y verán en nosotros a un perdedor. Así, la primera impresión no será buena. Debes cuidar que tu postura se mantenga erguida pero no demasiado que parezca falsa, por ello debes practicar en otros escenarios una postura erguida en la cual te sientas suficientemente cómodo.

Respeta su espacio vital. Todos tenemos un espacio en el cual nos sentimos cómodos, cuando alguien invade este espacio nos sentimos tensos y nos ponemos a la defensiva. Es una reacción instintiva que es mejor no despertar en las féminas. Las investigaciones en este campo han demostrado que el contacto de hasta 45 centímetros es la distancia apropiada para flirtear o conversar íntimamente. Estos trucos puedes practicarlos en otros escenarios de forma que te vayas habituando a regular tu lenguaje corporal. Poco a poco tú mismo te irás sintiendo más atractivo porque entre las posturas que adoptamos y la mente existe una relación muy íntima. Así, casi sin que lo notes, tus habilidades para ligar irán mejorando porque cambiará la percepción que tienes de ti mismo y, por ende, variará la percepción de las mujeres, que te verán como una persona más atractiva. ¿Conoces otros trucos para ligar sin palabras? ¿Crees que sentirse atractivo es la clave para ligar?

 

Leave a Reply